cibercole-logo-web

El oso de agua

tardigrado

Los tardígrados, llamados también “osos de agua”, son los seres vivos más resistentes de la tierra, aunque parecen de otro planeta. Están por todos lados pero son tan chiquitos, que hay que mirarlos con microscopio.

Se conocen hasta 500 especies diferentes de tardígrados. Pertenecen al reino animalia, y el filo de de invertebrados microscópicos afines a los artrópodos.
Miden entre 0,05 y 1,5 milímetros (algo así como un punto, se los puede ver con un microscopio). Tienen un cuerpo rechoncho cubierto de cutícula y cuatro pares de patas terminadas en uñas. Para reproducirse ponen huevos, el tamaño de las larvas en menor a 0,1 mm.
Habitan todos los ecosistemas de la Tierra, donde hay agua dulce o salada.

huevo-tard

Los huevos de los tardígrados parecen diminutas naves alienígenas.

Hacé click sobre la imagen para descargarla (para suscriptores)

Lo que hace tan especiales a los tardígrados es que resisten el frio y el calor extremos, los contaminantes, la radiación y el vacío (falta de oxígeno).
En estado de criptobiosis1 soportan temperaturas desde los 272º bajo cero a los 151º sobre cero. Resisten presiones atmosféricas extremas, desde el vacio hasta 1200 atmósferas. ¡Por lo que podrían ser excelentes astronautas!

tardigrade

La criptobiosis es la característica más espectacular de los tardígrados. Cuando las condiciones medioambientales se vuelven inhabitables, entran en un estado de letargo, en el que suspenden todos los procesos metabólicos. Es como si se “desconectaran”. Pueden vivir así indefinidamente, hasta que las condiciones medioambientales vuelven a ser aptas para su normal desarrollo.